13 diciembre 2005

PUNTO Y COMA

No se me ocurría ningún título para el post y decidí que el nombre del Restaurante podía servir. Ayer, 12 de Diciembre, lunes, con una noche fría y lluviosa (que acrecentó mi incipiente resfriado obligandome a estar hoy en casa y en la cama) nos reunimos a cenar un grupo de mujeres.
La invitación de Violeta propició mi asistencia y la sorpresa de que conocía a algunas de las compañeras de mesa.
Margarita Collado, dinámica y simpática, explicó al final, que lo que empezó con un pequeño grupo de sus amigas, ha pasado a ser, con casi una treintena, un encuentro de mujeres con vocación de continuidad, hasta el punto de que estamos buscando nombre al grupo. Como yo les decía a las más cercanas sentadas junto a mí, casi somos un poder fáctico en la región, y honradamente lo creo, solo hace falta que nos lo creamos.
Y especialmente porque seguro que somos capaces de ofrecer otra imagen muy diferente a la de los periódicos, en la que parece que no hay forma de ponerse de acuerdo.
Ayer cenando y riendonos, y cómo no, al final cantando y bailando, eso sí, con acompañamiento de lujo además, porque no es habitual que los artistas invitados, además de hacerlo muy bien, uno de ellos compagine dedicarse a la música con ser Secretario de Ayuntamiento, verdad? llegué a la conclusión de hasta que punto a veces el día a día te impide disfrutar de las cosas buenas de la vida y también de que las mujeres (y no es androginia) sí que somos capaces de generar sinergias positivas.
Diferentes profesiones, diferente ideología, diferentes estilos, diferente status, pero todas teniamos algo en común:
Ganas de pasarlo bien y de poner en valor lo que nos une y para nada algo que pudiera separarnos.

GRACIAS POR INVITARME Y SEGUIRÉ PARTICIPANDO.

3 comentarios:

Anónimo dijo...

El siglo XXI es el de las mujeres. Y la cena del pasado lunes lo demuestra.

pacifico dijo...

El poder siempre lo habeis tenido y teneis las mujeres.
Solo algunos engreidos misóginos, especie desgraciadamente muy abundante y extendida, que ejecutan vuestros deseos, pueden confundir en su intransitivo "pensamiento" que es en el ejercicio puntual de la toma de decisiones donde esta residenciado el poder.
Para alimentar esa estúpida creencia no contar conmigo. Para combatirla tampoco. A mi me gustais tal como sois.

LUNA dijo...

Eres un amor como yo compruebo cada día.
No esperaba menos de tí
Gracias